Translate

domingo, 29 de junio de 2014

POLVOS: ELIGE EL ADECUADO PARA TI

Hola chicas como están??? el día de hoy basándome en algunos temas que me han pedido que escriba les traigo información acerca de los polvos compactos cuáles elegir a la hora de comprar de acuerdo a cada una de sus necesidades, espero que les guste y les sirva. Además quiero agradecerles la acogida que está teniendo el blog gracias a ustedes, como les dije antes seguiré escribiendo así sea una persona la que visite el blog. No se olviden de dejarme sus comentarios y sugerencias como de seguirme en las redes sociales. Besitos a todas :) y Feliz Semana. 

 QUE  POLVO  DEBO COMPRAR??

Cada piel, por su contextura, necesita de productos especiales para su cuidado, así como elementos que hagan que sus cualidades se resalten y que las imperfecciones se escondan. Esto es posible gracias a la magia del maquillaje en donde los polvos tienen un papel clave. Estos son, quizás, uno de los productos más usados por las mujeres ya que de forma sencilla pueden ayudar a resolver estos pequeños errores.

Existen 4 clases de polvos compactos: 
- Polvos bronceadores 
- Polvos compactos 
- Polvos sueltos 
- Polvos tornasolados 
Tipos de polvos para el rostro: ¡aprende a diferenciarlos!

¿Para qué sirve cada uno y cómo se debe poner?

1. Polvos bronceadores: 
Si eres de piel muy blanquita o has llegado tarde a tomar el sol en verano, los polvos bronceadores pueden darte ese toque de moreno que ansías sin necesidad de gastarte dinero ni exponer tu piel indiscriminadamente a los rayos ultravioleta. Hay que apuntar, sin embargo, que el polvo bronceador no es cubriente y no tapa imperfecciones… pero en los meses de calor casi nadie utiliza bases muy densas que se derriten y se corren fácilmente con el sudor. Si tu objetivo es dar un ligero matiz moreno a tu rostro sin excederte, elige el un tono más alto que el de tu color natural de piel (pero tampoco mucho más oscuro); seguidamente, extiende una poca de crema hidratante sobre toda tu cara y toma una brocha grande y suave, distribuyendo ligeros toques sobre frente, mejillas, nariz y mentón. Te encantará el resultado!!


2. Polvos compactos: 
Son los que tienen una textura más cubriente por lo que suelen utilizarse para corregir imperfecciones y matar los brillos. Por este motivo, nunca deben de faltar en tu bolso o cartera (por si tienes que hacerte algún pequeño retoque). Para aplicártelos, necesitarás usar una esponjita de maquillaje bien limpia. Para evitar que se cuartee, extiende una poca crema hidratante sobre todo tu cutis y comienza aplicando el polvo compacto mediante suaves movimientos desde la raíz del pelo hacia el mentón. No te excedas en la cantidad del producto, si no has podido evitarlo, retira parte del mismo con la misma esponjita por una parte que esté limpia. Sé especialmente cuidadosa en la zona de las orejas, las sienes y el nacimiento del cabello.
Estos polvos son los más indicados para llevar dentro de la cartera. Precisamente por ser compactos. Estos se ponen desde la raíz del pelo hasta más abajo del mentón, tomando el contorno del cuello. Este tipo de polvos le dan a la piel un terminado mate algo pesado. Son ideales para tapar imperfecciones de la piel como acné o zonas grasosas. 


3. Polvos sueltos 
También llamados traslúcidos. A diferencia de los anteriores, se aplican con una brocha grande y no son cubrientes por lo cual no sirven de base. Su función es la de iluminar ciertas partes del rostro y dar un acabado uniforme a todo tu maquillaje. Deben aplicarse con una brocha gruesa que antes de ser puesta sobre la piel tiene que sacudirse para evitar los excesos. Movimientos circulares lentos harán que la forma en que quede el producto en la cara sea natural. Suele aplicarse, principalmente, en la parte alta del pómulo, frente y tabique nasal. Empieza cerrando los ojos para pasar la brocha sobre ellos, después pásala sobre la nariz y para terminar en el centro de la frente. 


4. Polvos tornasolados: 

 Polvos tornasolados: aportan reflejos de luz a tu rostro. Están compuestos de ingredientes como los extractos de perlas que dejan matices brillantes en tu piel. Por este motivo, son ideales para los maquillajes de fiesta y los maquillajes de noche y se pueden extender también sobre hombros, cuello y escote. Obviamente, sobre un cutis bronceado lucirán mucho más pero si lo deseas también puedes aplicarlos, eso sí en muy poca cantidad, sobre la base de maquillaje en invierno para conseguir un acabado nacarado.

Fuente: www.somosbellas.com

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Mis Colecciones